Me voy de excursión a la montaña y acabo con una corrida en la cara